Cómo hacer salmón ahumado en casa

By Carmen / 22 Jul 2017
Enviar por correoComparte en FacebookTwitea en TwitterComparte en Google+Pin en Pinterest

 

Tenía muchas ganas de hacer salmón ahumado casero, los que visitáis mi web sabéis que me encanta preparar en casa todo lo que puedo, a lo que se suma hoy esta receta.

Lo sorprendente es la facilidad de su elaboración y el dineral que nos podemos ahorrar, cuestión interesante en esta época ¿no os parece?

INGREDIENTES:

Un lomo de salmón fresco

Sal ahumada

PREPARACIÓN:

Utilizaremos un lomo de salmón limpio de espinas, os aconsejo revisarlo bien antes de ponerlo en salazón. Aunque nos lo den ya sin la espina central en la pescadería (yo siempre lo repaso) con unas pinzas le quito las espinas, siempre le quedan. Con paciencia, pasáis el dedo por todo el lomo en busca de las posibles espinas y retiráis, también la grasa que suele tener en los lados, sobre todo si es una pieza grande.

Una vez limpio, envolverlo en film transparente y congelarlo durante 48 horas, de esta forma no corremos riesgos con el anisakis.

Como no vamos a poder ahumarlo con el humo de madera usaremos sal gruesa ahumada que podemos encontrar en muchos supermercados.

Cogemos una bandeja un poco mas grande que el lomo de salmón y cubrimos el fondo con sal ahumada. Colocamos encima el lomo por la parte de la piel y echamos por encima sal suficiente hasta cubrir la pieza por completo.

Envolvemos la bandeja con film transparente y colocamos encima del salmón un par de bricks de leche a modo de pesas. Dejamos la bandeja durante 24 h en la nevera. Una vez transcurrido este tiempo, tiramos el liquido que haya soltado y enjuagamos muy bien el salmón, retirando todo la sal.

Secamos muy bien con un paño limpio y ya lo tenemos listo para ir cortando en finas lonchas.

Necesitáis un cuchillo afilado para ir sacando filetes de salmón. El corte se hace al bies, por la parte más ancha.

Así que a practicar, os da tiempo a hacer vuestro propio salmón ahumado para disfrutarlo en infinidad de platos.

Que tengáis buena semana.